La llegada del otoño en Gredos viene acompañada por innumerables eventos naturales que cambian notablemente la fisonomía del entorno; los bosques se llenan de color, los ríos crecen, las montañas se cubren de nubes...  La naturaleza en Ávila nos priva así de los privilegios del verano para ofrecernos a cambio nuevas posibilidades para el disfrute del medio rural y del turismo activo en Gredos.

Especie de seta abundante en gredos

Así ocurre con uno de los más esperados acontecimientos que nos trae el otoño, la eclosión de las setas. Las esporas de los hongos comienzan a germinar con las primeras lluvias, lo que termina ocasionando que centenares de especies micológicas en Ávila emerjan de la tierra, de los árboles, o incluso de entre las rocas, ofreciendo una muestra de la riqueza natural de Ávila.

La infinidad de setas que aparecen por toda la provincia de Ávila traen entonces como consecuencia numerosas actividades micológicas; como las habituales rutas micológicas, los populares concursos de gastronomía micológica, o los muy aconsejables cursos micológicos.
Así, el Parador de Gredos en Navarredonda de Gredos convoca otro año más, cursos micológicos para los interesados en aprender a distinguir las diferentes especies de setas en Ávila, especialmente las comestibles de las tóxicas. Para ello, están programadas tanto clases teóricas como clases prácticas, que además enseñen rutas micológicas en gredos y recetas gastronómicas de setas adecuadas a cada una de las variedades de hongos recolectados.

Los encargados de esta formación micológica serán los miembros de la asociación de Cuevas del Valle Amagredos, sociedad micológica que ofrecerá sus conocimientos a una treintena de alumnos por curso.

El interesado en acudir a los cursos de micología impartidos en el Parador de Gredos en Navarredonda de Gredos puede encontrar alojamiento en alguna de las casas rurales del valle del Tormes: